Seleccionar página

Praga en 2 días

Holaaaaaaa!!!! No es muy habitual que empiece escribiendo un post de esta manera pero es que después de muchos meses he decidido volver a escribir para La maleta viajera de Angela.

En Facebook os comenté que había ido a ciudades que quería compartir con vosotros: Nápoles, Verona, Venecia, Turín, Milán, Padova, Los Alpes desde Aosta, Viena, Bratislava, Barcelona, Madrid, Dresden, Tenerife..Y dentro de poco me voy a Ibiza!

En noviembre fui a Berlín, Dresden y Praga, y ya estoy aquí para enseñaros todo lo que vi: cómo organicé el viaje, vuelos, alojamientos, excursiones…Desde hace mucho tiempo tenía muchas ganas de hacer un viaje a Berlín y Praga y como íbamos una semana, pudimos hacer una excursión a Dresden.

Consejo

Los vuelos a Praga suelen ser mucho más caros que los de Berlín, por lo que os aconsejo mirar otras ciudades cercanas a la capital Checa: Polonia (Cracovia), Alemania (Berlín, Núremberg) Eslovaquia (Bratislava) …Desde esas ciudades podréis ir a Praga tanto en tren como en autobús. Todo es cuestión de barajar opciones


Vuelos

En esta ocasión, me llevé muchas semanas viendo diferentes opciones para ir a Berlín y Praga, y como soy de Sevilla, en la época que quería ir (noviembre) los vuelos estaban un poco caros desde mi ciudad, y aunque desde Málaga estaban un poco más baratos, los horarios eran muy malos y preferimos hacer Sevilla-Barcelona, Barcelona-Berlín, y a la vuelta exactamente igual. Si hubiéramos ido desde Málaga tendríamos que haber sumado el transporte y el tiempo, porque aunque parezca mentira se tarda menos en ir de Sevilla a Barcelona en avión que de Sevilla a Málaga en coche.

Los vuelos los compré el 3 de septiembre, y nos fuimos el 16 de noviembre, es decir unos dos meses antes de irnos. El de Sevilla a Barcelona IDA Y VUELTA nos costó 55€ y el de Barcelona a Berlín nos costó 43€ IDA Y VUELTA también. En total fue casi 100€, pero por suerte el alojamiento tanto en Berlín como en Praga es barato.

 En estos post podéis saber cómo encontrar vuelos baratos y si todavía no sabéis lo que es Skyscanner , el comparador de vuelos que siempre uso a la hora de viajar, ahí os dejo los links. Seguro que con estos consejos sabréis cómo cogeros los mejores vuelos 🙂

De Berlín a Praga en autobús

Cuando llegamos a Berlín tuvimos que coger un tren que nos llevara hasta la estación de autobuses más cercana, porque directamente nos fuimos a Praga. La compañía que elegimos para ir fue Regiojet, que tenía una pantalla con juegos, películas y series para que el viaje se hiciera más ameno, porque casi 5 horas son muuuuchas horas. También nos ofrecían bebidas caliente gratis y el precio era de 19€. 

Si sabéis perfectamente a la hora que vais a llegar y os atrevéis a comprar los autobuses cerrados, hacedlo, porque os podéis ahorrar dinero. De hecho, me acabo de meter en una página de comparador de autobuses y cuesta 15€ el trayecto Berlín-Praga. Os dejo un enlace de este comparador que es Goeuro .

Cuando llegamos a Praga tuvimos un lío tremendo. No entendíamos absolutamente nada de Checo, y nadie nos quería hacer el favor de ayudarnos. En España habíamos cambiado de Euros a Coronas pero las máquinas del metro no aceptaba billetes, y ningún comercio  nos hizo el cambio…Por suerte conocimos a una pareja en la que ella hablaba español y nos ayudó llevándonos hasta la puerta de casa.


Alojamiento

A este viaje íbamos 5 personas, por lo que nos era mucho más cómodo y barato coger un apartamento en Airbnb (aquí os dejo un enlace sobre esta web de casas). La casa estaba en el centro de Praga, a unos 10 minutos andando de la plaza vieja. Estuvimos tres noches y nos costó unos 30€ a cada uno, es decir, 10€ la noche aproximadamente.

Por cierto, si todavía no tenéis Airbnb, os recomiendo usar esta página para reservar alguna casa cuando seáis muchas personas. Os vais a ahorrar mucho dinero, de verdad de la buena!!

Os dejo un enlace para invitaros y para que tengáis un buen descuento en vuestra primera reserva.

Aquí tienes tu descuento de airbnb

click aquí

on the road

Cuando me voy de viaje intento que sea una semana para aprovechar y poder ver varias ciudades. En esta ocasión visitamos Praga durante 3 noches, Berlín durante otras 3 noches y nos fuimos un día entero de excursión a Dresden, una ciudad alemana que está cerca de República Checa y se puede visitar desde varias ciudades.

En otros post os contaré mis experiencias en Berlín y en Dresde 🙂

¿Visitar Praga? Sí, sí y sí

Praga es una ciudad mágica, de esas que hay que visitar una vez en la vida. Siempre me habían dicho que era una cuidad de cuento, y ahora lo puedo corroborar. Los checos denominan a su ciudad “La Praga dorada” (zlatá Praha) porque la piedra con la que están construidos muchos de sus edificios brilla con el sol, dándole a la ciudad un baño dorado. Pero también se le conoce como “La ciudad de las cien torres“.

¿Es recomendable hacer un free tour?

Praga es una ciudad pequeña que se puede ver en unos dos o tres días, dependiendo de cómo te tomes el viaje. Algunas amigas me habían recomendado hacer un Free tour, por lo que aprovechamos la primera mañana para hacerlo.

Free tour es una empresa de guías turísticos que ofrecen un servicio “gratuito” y entrecomillo “gratuito” porque lo normal es que cuando terminan de hacerte el tour por la ciudad se le pague “la voluntad”.

Mi primera experiencia con Free Tour

Como ya os he comentado, muchas personas me habían dicho que si quería conocer bien una ciudad debía hacer un free tour, y como nos pillaron por banda en la plaza vieja dijimos que sí. Creo recordar que el tour duró unas dos horas y nos estuvieron contando la historia de Praga, de cómo vivieron los judíos la época del totalitarismo, nos contaron la historia y evolución de los monumentos, etc.

El guía era Argentino y un apasionado de la ciudad, y eso nos lo transmitió muy bien. Nos gustó tanto que contratamos un “Beer Tour” por la noche, donde fuimos a tres cervecerías antiguas de Praga. Algunas hasta preparaban su propia cerveza y todo el grupo era español.

¿Cuánto pagué en el Free Tour+ Beer Tour?

En total pagamos unos 17€, pero recordad que en República Checa la moneda oficial es la Corona Checa (CZK)


Vamos con la guía de Praga

Cuando visitas Praga y estudias diferentes guías de viaje, en todas ellas te encuentras con una división de barrios para organizar bien la ciudad, así que yo voy a hacerlo tal y como lo hice.

PD: Antes de empezar, tengo que decir que nada más llegar a Praga me di cuenta que ¡¡SE ME HABÍA ROTO LA REFLEX!! Me dio un coraje…no pude hacer buenas fotos en todo el viaje, porque encima la cámara de mi móvil de aquel momento no me iba muy bien. Así que si cojo alguna foto de otro sitio no os extrañéis. Eso sí, si cojo la foto de otro sitio, lo mencionaré. ¡Hay que ser legales!

Una vez aclarado el tema, empezamooooos!

Staré Město (La Ciudad Vieja): Es el centro histórico de Praga y también la zona más turística y animada de la ciudad. Aquí os encontraréis los monumentos más significativos y los mejores bares y restaurantes para comer.

Reloj astronómico: Se encuentra en la Plaza vieja y según he leído, es el reloj medieval más famoso del mundo. Fue construido en 1410 por el maestro relojero Hanus y perfeccionado por Jan Taborsky en el siglo XVI. La leyenda dice que para que Hanus no repitiera su obra, los concejales le dejaron ciego. Tiene un calendario en su interior en el que se representa los meses del año a través de unas pinturas y también representan los signos del zodiaco y en el centro el escudo de las armas de la ciudad vieja.

El principal atractivo del reloj es el desfile de los doce apóstoles que se produce cada vez que el reloj marca las horas. Este desfile se produce en las ventanas superiores del Reloj Astronómico. Además de los apóstoles encontraréis cuatro figuras adicionales: el Turco, la Avaricia, la Vanidad y la Muerte, un esqueleto que tirando de la cuerda marca el inicio del desfile.

Si queréis conseguir unas buenas vistas de la Plaza de la Ciudad Vieja lo mejor que podéis hacer es subir a la Torre del Reloj del Ayuntamiento. Horario: martes a domingo de 9:00 a 18:00 horas y lunes de 11:00 a 18:00 horas. Precio: 130 coronas (80 coronas estudiantes y niños).

Mirad este fotón de “Somos viajeros”. Me gustaría saber la hora en la que hicieron esta foto porque la realidad es muy distinta…Yo fui en noviembre y estaba plagada de turistas (como yo, claro). A pesar de que me encanta la ciudad he de reconocer que lo que menos me gustó fue precisamente que estuviera taaaan llena de gente. Suelo viajar en el mes de noviembre por tres motivos:

1. Es el cumpleaños de Ale ( mi novio) y a veces le regalo un viaje.

2. Los vuelos y los alojamientos son mucho más baratos.

3. Las ciudades no suelen estar “petadas” porque no es temporada alta.

Está claro que en Praga el tercer motivo no me sirvió de nada.

 

-La Plaza de la Ciudad Vieja: Es el lugar más reconocido de Praga. Está lleno de guías turísticos y grupos escuchando todas las historias que esconden esa maravillosa plaza. La plaza está rodeada por interesantes callejuelas por las que resulta un auténtico placer pasear.

-Iglesia de Nuestra Señora de Týn: Está en el centro de la plaza (podéis verla en la foto de arriba) y fue construida en el siglo XIV sobre una antigua iglesia románica. Es una iglesia de estilo gótico tardío que cuenta con dos de las afiladas torres que dominan los cielos de Praga.

Fundida entre las casas y estrechas callejuelas del centro de la ciudad, la Iglesia de Týn es el mayor símbolo del estilo gótico de Praga y un edificio con una importante historia. La iglesia cuenta con 52 metros de largo y 28 de ancho, aunque su parte más importante son las impresionantes torres que superan los 80 metros de altura.

-El Puente de Carlos: Sin lugar a dudas es el monumento más famoso de Praga y comunica la Ciudad Vieja (Staré Město) con la Ciudad Pequeña (Malá Strana). Tiene unos 500 metros de largo y 10 de ancho. El Puente de Carlos recibe su nombre de su creador, Carlos IV, que puso la primera piedra en 1357 para sustituir al Puente de Judit, que se destruyó por una inundación.

Siempre había visto muchas fotos de este puente: de madrugada, al anochecer, de forma solitaria…La realidad, como ya os he comentado de Praga, es bien distinta 🙁 y por eso voy a enseñaros dos fotos: una la que venden en las agencias de viajes, y otra mía.

-Isla Kampa: Dicen que es el parque más animado de Praga. Se encuentra en Malá Strana, justo debajo del Puente de Carlos. En sus orígenes, además de ser la isla donde muchas mujeres lavaban la ropa, la Isla Kampa fue conocida por los molinos que el Čertovka hacía girar rápidamente. Hoy en día podéis encontrar restaurado el Molino del Gran Prior y su rueda de 8 metros de diámetro.

Es un sitio agradable para dar un paseo y cenar en alguno de sus restaurantes (más caros que los demás por su situación). En esta zona se encuentra  el Muro de John Lennon. Este muro significó la protesta pacífica contra el régimen comunista. En internet había visto muchas fotos del muro, pero cuando lo vi en persona, es simplemente un muro LLENO DE GRAFITTIS. Aun así, si paseáis por la zona de la Isla Kampa, podéis ir por allí, porque algunos grafittis son bonitos.

 

Leyenda

La Isla Kampa está bañada por el río Moldava y por el riachuelo Čertovka, un brazo del Moldava cuya traducción podría ser “río del Diablo”. La leyenda dice que el nombre del río proviene de una malhumorada lavandera que blanqueaba la ropa en este río.

-La Torre de la Pólvora (Prašná brána) es una ennegrecida torre gótica localizada en la entrada de la Ciudad Vieja que en la actualidad compone uno de los símbolos más representativos de la ciudad. Se puede subir ahí y cuesta unos 65CZK. Lugar: Náměstí Republiky 5 – Praga 1

Malá Strana (La Ciudad Pequeña) conserva la mayor parte de sus palacios y casas históricas de forma envidiable.

-Iglesia de San Nicolás: Está considerada la construcción barroca más bonita de Praga. Dicen que si la Catedral de San Vito es la obra maestra del gótico, la Iglesia de San Nicolás lo es del barroco. El interior de la Iglesia de San Nicolás está repleto de arte, desde las pinturas en sus techos y bóvedas hasta las esculturas que adornan las paredes. Lugar: Malostranské námestí (Plaza de la Ciudad Pequeña), Praga 1. Horario: 9:00- 16:00. Precio: adultos: 70CZK. Estudiantes: 50 CZK.

-El Castillo de Praga: Fue construido en el siglo IX y es el castillo más grande del mundo. Alejado de la idea de castillo Medieval con aspecto fortificado, el Castillo de Praga está compuesto por un conjunto de hermosos palacios y edificios conectados por pequeñas y pintorescas callejuelas. Se puede decir que la historia de Praga comienza con la construcción del castillo.

En 1918 el Castillo de Praga se convirtió en la residencia del presidente de la República Checa y desde entonces el presidente tiene allí su despacho. Lugar: Al oeste del río Moldava. Horario: de 9 a 16 aproximadamente. Precio: entre 250/350 y 125 si eres estudiante.

-Catedral de San Vito: Se encuentra en el interior del Castillo de Praga. La catedral alberga la tumba de Wenceslao IV (El rey bueno), las Joyas de la Corona, y es el lugar de coronación de los reyes de Bohemia.

Creo que es fundamental subir a las torres si queréis tener las mejores vistas de Praga.  Desde la cima veréis el Puente de Carlos, Staré Město y Malá Strana. La altura de la torre más elevada son 99 metros, y las de las dos torres gemelas 80 metros. Horario: Desde noviembre hasta febrero: De lunes a sábado: de 9:00 a 16:00 horas. Domingos: de 12:00 a 16:00 horas Precio: Entrada gratuita.

Lo que no vi y me quedé con ganas

Por falta de tiempo me quedé sin ver el Callejón del Oro. Es uno de los rincones más acogedores del interior del recinto del castillo. Ocupado por casitas de colores que en otros tiempos cobijaron a los orfebres. En la actualidad la zona cuenta con interesantes tiendas de artesanos.

En el número 22 de este callejón vivió Franz Kafka, el famoso escritor de “La metamorfosis”. Por el barrio judío hay una figura dedicada a él y a su padre.

Aquí voy a copiar y pegar la información que cogí de “Disfruta Praga” sobre el barrio judío, porque nosotros hicimos este tour con el guía argentino de Free Tour y nos contó toda la historia detallada. Vuelvo a repetir que recomiendo hacer este tipo de tour!!

Josefov (El Barrio Judío)

Nace en la Edad Media con la unión de las dos comunidades judías que existían en Praga. En 1850 pasó a formar parte de Praga.

-Antiguo Cementerio Judío de Praga: es un lugar sobrecogedor que tiene su propia historia. Situado en Josefov, fue durante más de 300 años fue el único lugar donde estaba permitido enterrar a los judíos en Praga. Debido a la falta de espacio los cuerpos se enterraban unos encima de otros (llegando a más de 10 apilados). A día de hoy se pueden ver más de 12.000 lápidas y se estima que puede haber enterradas unas 100.000 personas.

La visita al Cementerio Judío de Praga no podemos calificarla de otra forma que no sea imprescindible. Para muchos visitantes, entre los que nos encontramos nosotros, es el lugar más impactante de la ciudad y represente parte de su historia. Lugar: Josefov, el Barrio Judío. Horario: Desde noviembre hasta marzo de 9:00 a 17:00 horas. Precio: Adultos: 480CZK. Estudiantes y menores de 15 años: 320CZK. El mismo ticket da acceso a las sinagogas.

Sinagogas: Uno de los recorridos más habituales en Praga es recorrer las seis sinagogas judías que quedan aún en pie en Josefov, el barrio judío. Las sinagogas son las siguientes:

-Sinagoga Vieja-Nueva: Fundada en 1479 y situada en la entrada del Cementerio Judío, la sinagoga Pinkas es una de las más famosas de Praga. En sus paredes están inscritos los nombres de los 77.297 judíos checoslovacos asesinados por los nazis. En la sinagoga Pinkas también encontraréis una amplia colección de dibujos hechos por niños que estuvieron en el campo de concentración de Terezín.

-Sinagoga Maisel: Construida a finales del siglo XVI la sinagoga fue víctima del incendio de 1689, en ese momento fue reconstruida en estilo barroco y a finales del siglo XIX ha sido remodelada en estilo neogótico. Desde 1960 contiene una gran colección de objetos judíos: libros, objetos decorativos, telas, plata, etcétera.

-Sinagoga Española: Construida en 1868 adquiere el nombre de “La Española” debido a su decoración morisca, de gran similitud a La Alhambra de Granada. En su interior podemos ver una exposición sobre la vida de los judíos en las últimas décadas.

-Sinagoga Klausen: Construida en 1694, alberga en su interior una gran colección de textos hebréos y, al igual que la sinagoga Pinkas, dibujos de Terezín hechos por los niños que allí estuvieron. La sinagoga Klausen se encuentra en la salida del Cementerio. Horario: Desde noviembre hasta marzo de 9:00 a 16:30 horas. Desde abril hasta octubre: de 9:00 a 18:00 horas. Sábados cerrado

Nové Město (La Ciudad Nueva) La Ciudad Nueva fue fundada por Carlos IV a mediados del siglo XIV alrededor de tres importantes mercados. Es uno de los barrios residenciales más importantes.

-Casa Danzante: En checo se llama “Tancící dum”. Es un edificio chulísimo que se caracteriza por su fachada, pero dentro podéis subir hasta la última planta para tomar un refresco y ver unas vistas muy bonitas del río y el puente de Carlos.  Lugar: Jiráskovo nám. 1981/6, 120 00 Praha 2.

-La Plaza de Wenceslao ha presenciado muchos de los acontecimientos de la historia reciente de Praga y de la República Checa en general. Antiguamente el mercado de caballos fundado en 1348 se ubicaba en ella. La plaza tiene forma alargada y mide 750 metros de larga por 60 de ancha. Los edificios que la rodean son en su mayoría hoteles, restaurantes y tiendas de moda. Lugar: Cerca de Muzeum.

Os dejo esta foto de “Disfruta Praga”

Para que el post no sea muy largo, voy a hacer otro en la sección de “consejos” para contaros los restaurantes en los que comí, sus precios y qué nos pedimos.

Espero que os haya gustado. Si queréis conocer más podéis sucribiros o bien seguirme en mis perfiles de Facebook e Instagram 🙂